Estas navidades, me regalaron dos velones eléctricos, efecto velas naturales. Realmente me encantaron, porque estas dan luz sin peligro de incendio.,,

Al principio, por novedad las tenia siempre encendidas. Hasta que finalmente dejo de ser novedoso y decidí apagarlas y solo ponerlas en la noche cuando hago alguna lectura o sesión contemplativa etc..

Uno de esos días, decidí buscar unas cartas de mi colección. Buscando entre tantas cosas que poseo, encontré una pequeña caja de madera estilo cofre, con runas y estampas… Entre ellas encontré una estampa muy querida y apreciada para mi.

La anima Sola.

Al verla dije: ¿Qué haces tu aquí?

La tome y la coloqué en mi altar de palantiris.

Foto 1-2-18 22 07 27

Los velones, en ese tiempo estaban encendidos, pero un día decidí apagarlos en la noche. Y en la mañana las encontré encendidas. Nuevamente las apague en la mañana, volviéndose a encender  al medio día. En un principio. pensé que uno de los velones estaría roto o estropeado, pues mientras yo las apagaba, este se encendía a voluntad propia..

Decidí retirar las pilas del velón que se encendía sola. Sorprendentemente, en la noche se encendió el otro velón que nunca se había encendido. Aquí es cuando lo comprendí y decidí recolocar las pilas al velón y dejarlas encendidas día y noche, hasta la consumación de las pilas. Estas duraron casi un mes.

Al consumirse estas, las repuse por un nuevo juego de pilas para ambos velones. Pero en esta nueva ocasión las deje apagadas, estas no volvieron a encenderse hasta el pasado 30 de Enero de forma autónoma, pues desde que las cambie no las volví a encender. Supongo que querrá nuevamente luz,  así que las dejare prendidas  nuevamente hasta que se consuman este nuevo juego de pilas..

Últimamente estoy yo muy Espirita…

Anuncios