Ocultar información es una decisión personal y cada persona es libre de omitir o no determinada información. Tanto cliente o consultante como lector o consultado.

En muchas ocasiones el hecho de disponer de cierto tipo de información mínima hace que las consultas se centren concretamente sobre el tema a tratar y pongamos nuestros ojos psíquicos y nuestros sentidos sobre el problema concreto a tratar y no tengamos que mirar o hacer una barrido general del la persona.

Para un lector de cartas o adivino o como lo quieras llamar es fundamental estar lo mas centrado posible a la hora de consultar sus cartas sobre un tema en concreto. Pues en muchas ocasiones podemos dispersarnos entre tantas cartas. Y ver temas que tal vez no siendo el tema de consulta que nos preocupa o  interesa en ese momento, esta información salta hacia nosotros de forma inconsciente  asaltándonos como ladrón en la noche.

Es aqui cuando podemos entrar un poco en conflicto con nosotros mismos ya que  si la información es traumática o chocante debemos tener extremadamente tacto para saber comunicarla al consultante. O si no, saber cuando omitirla pues algun tipo de información puede ser bastante desoladora y destructiva.

La cartomancia como medio adivinatorio puede ser divertida en ocasiones pero también puede llegar a ser peligrosa para personas que no están preparadas o no saben manejar la información, “Ni al darla, Ni al recibirla”.

En muchas ocasiones son los  mismos clientes o consultores los que omiten antes, durante o después de la consulta determinada información y esta llega a nosotros con meses de retraso. Esto por un lado puede hacernos pensar que la lectura ha sido errónea pero ni mucho menos…

Como ejemplo un caso :

Hace unos 6 años mi cuñada quedo embarazada y me pregunto cual seria el sexo de su futuro bebe. En aquella ocasión eche las cartas y le deje que seria un varón. Poco tiempo después ella me confirmo  que el sexo de su bebe era varón. Y aqui quedo esta historia.

Como sabréis suelo tirar las cartas con bastante asiduidad aunque suelo variar de plataforma muy a menudo.

En este tiempo estoy mas con las cartas kipper con las que he decidido familiarizarme más en estos momentos.

Mientras echaba estas cartas y practicaba con esta plataforma en ellas me aparecía  con mucha frecuencia combinaciones en las cuales veía nacimiento de niño y  este mismo vaticinio se repetían casi de continuo con otras combinaciones, pero la interpretacion era la misma. Esta ocurría con mucha frecuencia y esto me llego a mosquear pues la información que me brindaban las cartas no se parecía en nada a la que vivía en la realidad. Llegue incluso a obsesionarme un poco con el tema y preguntar incluso a mis hermanas y amigos cercanos y estar mas pendiente de mi entorno cercano. Pero en este no aparecía el bebe mencionado en las cartas.

Las combinaciones de cartas dejaron de aparecer después de un tiempo y no llego ningún tipo de esta información a mi persona por mas que preguntaba a conocidos y familiares. Llegue a pensar que podria ser una mala interpretación de las cartas, al fin de cuentas estoy tomando contacto con ellas “ mis Kipper” tal vez no estuviera muy en sintonía con ellas aunque lo hubiera jurado . Asi que decidí no darle mayor importancia al tema, y tomar las como un error de lectura. Al fin de cuentas no llegaba la información a mi.

Este 30 de Septiembre al regresar de casa de mi hermana y llevar a mi madre a su casa, estaba esperando en casa de mi madre mi hermano y mi cuñada. Tras los saludos formales y un poco de charla yo tenia prisa por regresar a casa después de haber estado dos días fuera. Entonces mi cuñada dijo: Bueno díselo, que se marcha. Mi hermano nos dijo que estaban embarazados y estaban esperando un bebe. Entonces le di la enhorabuena  y como el que no quiere la cosa le pregunte de cuento estaba. Y ella me respondió que de 4 meses.

Esto me sorprendió mucho pues me pareció un tiempo excesivo como para darnos esas noticia. Pero nos  explico cuales fueron los motivos por lo cual omitieron dicho acontecimiento.

Ellos se quedaron embarazado y poco después de esto tuvieron una gran preocupación y problemas y no querían decir nada por si el embarazo no llegaba a buen puerto porque con tanta irritación y disgustos lo mismo podían abortar.

Aqui vemos como en muchas ocasiones la información puede ser controlada e incluso ocultada durante un determinado tiempo y no enterarnos del tema hasta pasado un  dilatado tiempo . Aunque las cartas eran bien claras y me anunciaban el embarazo la información  llego a mi con 4 meses de retraso.

Aqui vemos lo que decía en las primeras líneas, las personas somos libres para omitir e ocultar información pero ello no invalida el vaticinio.

Y como dice:

No se puede tapar el sol con un dedo aunque si puedan callar unos labios.

Anuncios